España lanza nuevos beneficios e incentivos para propiciar el crecimiento de las startups

El pasado mes de julio, el Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital aprobó el Anteproyecto de Ley de fomento del ecosistema de las empresas emergentes, con el fin de ayudar a la creación de negocio por parte de este tipo de empresas.


A grandes rasgos, las ventajas que trae esta nueva ley para las empresas que están en proceso de creación son:


- Reducción del Impuesto de Sociedades al 15%.

- Ampliación del tipo de deducción por inversión del 30% al 40% y de la base máxima de deducción en este apartado a 100.000€ anuales.

- Aumento de las exenciones fiscales para las stock options (acciones entregadas a los empleados como retribución) de 12.000€ a 45.000€.

- Incentivos para los llamados nómadas digitales (teletrabajadores residentes en España).


Estas no son las únicas reformas que traerá esta ley, también se fomentará:


- La formación en zonas rurales.

- Los fondos de coinversión para atraer capital privado.

- La financiación de proyectos colaborativos.

- El programa plurianual de ayudas al emprendimiento basado en innovación, con perspectiva de género e integrado en el Plan Estatal de Investigación Científica y Técnica y de Innovación.




Y es que actualmente España no se encuentra ni siquiera en la media europea en lo que respecta a la cantidad de empresas emergentes por millón de habitantes, 157 frente a la media europea de 190, según el informe State Of European Tech. Esto demuestra que existe un importante rango de mejora en los campos de la cultura del emprendimiento, la colaboración público- privada y atrayendo inversión extranjera. Gracias a estas medidas se espera aumentar el número de nuevas empresas en España.


Las startups que se quieran beneficiar de estas ventajas deben estar acreditadas como innovadoras por ENISA (Empresa Nacional de Innovación), requisito que deberá renovarse todos los años en los que estas sociedades se beneficien de la aplicación de la nueva normativa.


Este Anteproyecto de Ley define finalmente lo que es una startup (empresa independiente con menos de cinco años, llegando hasta siete en los sectores de biotecnología, energía e industria), otro de los requisitos para acceder a estas ayudas.

Asimismo, deberán tener sede social permanente en España, que la mayoría de la plantilla tenga contrato en territorio nacional, su creación no puede ser fruto de una escisión, y no pueden haber cotizado o repartido dividendos. Por último, deben facturar menos de 5 millones de euros anuales y el fundador no puede haber creado otra empresa que se haya beneficiado en el pasado por esta ley.


Si quieres saber cómo obtener esta financiación contacta con nosotros, International Venture Consultants lleva establecida en España más de 50 años asesorando a startups y pymes en todos sus ámbitos fiscales, legales y financieros.

26 vistas

Entradas Recientes

Ver todo

Inscríbete en Insights