13 jul

SHELF COMPANIES: Qué son y por qué interesa conocerlas

Alejandro Honrubia | IVC Corporate, Corporate Services, Tax & Legal Compliance

El primer pensamiento de muchas personas a la hora de poner en marcha una nueva actividad económica suele ser: qué tramites jurídicos son necesarios para tener todos los aspectos del nuevo negocio en orden, qué forma jurídica debería adoptar (qué tipo de sociedad conviene crear: SL, SA, etc.) o qué costes supone todo este proceso.

En este post hablaremos de una solución muy resolutiva y eficiente a la hora de poner en marcha una nueva actividad económica: las Shelf companies.

gabinete-trabajo-oficina-interior-dibujos-animados_1441-3025

¿QUÉ ES UNA SHELF COMPANY?

Entendemos como Shelf Company (también llamadas sociedades en reserva, preconstituidas o durmientes) a toda sociedad que ha sido constituida y se encuentra debidamente inscrita en el Registro Mercantil que corresponda, sin que en la práctica se encuentre desarrollando una actividad concreta. Son sociedades que se constituyen con el objeto de ser vendidas en un futuro de conformidad a las necesidades y demanda de los clientes y que, una vez transmitidas y tras realizar los pertinentes ajustes indicados por los propios clientes, estarían listas para desarrollar la actividad concreta que estos últimos pretendan realizar. Esto significa que permiten poner una actividad en marcha con mayor agilidad y eficiencia que de costumbre.

Los cambios más comunes que suelen realizar los adquirentes de este tipo de sociedades suelen ser:

1. El cambio de Estatutos, donde destacamos:

  1. El cambio de denominación en el que se pueden ofrecer diferentes alternativas de nuevas denominaciones sociales (nombre de la sociedad), previa confirmación con el Registro Mercantil Central y que se encuentran disponibles para que elijáis la que refleje más fielmente la imagen corporativa que queréis transmitir.
  2. El cambio de domicilio social.
  3. El cambio de objeto social de acuerdo con el nuevo propósito o fin que quiera desempeñar en adelante el propio cliente, etc.

2. El nombramiento de un nuevo Órgano de Administración donde el cliente, con nuestro asesoramiento, deberá elegir entre las diferentes opciones disponibles dentro de la normativa vigente en materia mercantil: Consejo de Administración, Administrador Único, Administradores Mancomunados o Administradores Solidarios, según el caso.

¿QUÉ PODEMOS APORTAR DESDE IVC?

Desde IVC llevamos 50 años asesorando a nuestros clientes en la toma de las decisiones más acertadas a la hora de realizar los mencionados ajustes para que su gestión sea lo más efectiva y práctica posible, cumpliendo en todo momento con la legislación vigente.

En IVC hemos preparado este tipo de sociedades Shelf para ser adquiridas en el momento necesario. 

¿Qué beneficio tienen estas sociedades para el cliente? Pues que con su adquisición, este último obtiene el beneficio de ahorrarse todos los plazos y trámites administrativos correspondientes a la constitución de una sociedad ordinaria en España, la certeza de la operatividad de la nueva adquisición y la practicidad de ésta.

Adquirir una sociedad de este tipo implica poder empezar a operar, facturar, abrir cuentas bancarias, etc. desde el primer momento; por lo que resulta muy interesante valorar este tipo de adquisición si estás pensando en crear una nueva sociedad.

POR QUÉ ADQUIRIR UNA SHELF COMPANY EN LUGAR DE CONSTITUIR UNA NUEVA SOCIEDAD

Desde IVC recomendamos comprar una Shelf Company en lugar de constituir una nueva sociedad a todos aquellos clientes que busquen:

  1. Sociedades que tengan un histórico de experiencia (que lleven constituidas un tiempo). En ocasiones y para algunas actividades resulta interesante que la sociedad con la que vayamos a operar tenga una cierta antigüedad. En este caso y estando siempre a lo que establezca la ley, puede resultar ventajoso adquirir una sociedad de este tipo.
  2. Una sociedad lleve varios años constituida con el fin de conseguir algún tipo de licencia.
  3. Rapidez en la puesta en marcha y efectividad en el cierre de negocios: este tipo de sociedades permite a los clientes tener la opción de cerrar negocios en un periodo de tiempo reducido (en 24/48 horas según hemos comentado anteriormente, plazo en el cual quedaría realizada la venta de la Shelf Company). De esta forma el cliente no perdería oportunidades potenciales de negocio a corto plazo.
  4. Y sobre todo, ¡ahorrar tiempo! No es la primera vez que nos ocurre que clientes con los que trabajamos necesitan una sociedad de un día para otro, en cuyo caso la opción de adquirir una Shelf Company resulta muy interesante para ahorrar tiempo en trámites y para aumentar la efectividad de cara a tener la actividad plenamente activa y en propiedad.

COSTES ASOCIADOS A LA ADQUISICIÓN DE UNA SHELF COMPANY

Antes de decidir si comprar o no una Shelf Company se debe tener en cuenta que éstas llevan varios costes asociados, puesto que las sociedades de este tipo deben pagar determinados fees anuales para la correcta llevanza de su secretariado y para el cumplimiento de obligaciones asociadas tales como:

  • Fiscales: con el pago de impuestos,
  • Mercantiles: con la llevanza y legalización de los Libros Oficiales y acuerdos de la Junta y Consejos, en su caso,
  • Contables: con la presentación y depósito de las Cuentas Anuales, entre otras,
  • Laborales: con el pago de las nóminas y la declaración de afiliados a la Seguridad Social, etc.

En resumen, costes fijos en los que incurre cualquier sociedad, con la salvedad de que al haber estado inactivas durante un tiempo, en el precio de compra se incluirán también las anualidades de los ejercicios pasados en los que la sociedad haya estado parada.

Aun así, el valor de la rapidez de la puesta en marcha, la agilidad de la constitución y la seguridad de que es una compañía que no ha tenido actividad previa, compensan sin duda el importe de los fees.

Para más información relacionada con este tipo de sociedades, contacte con el Dpto. Jurídico de IVC donde estaremos encantados de asesorarle a este respecto.

¡Seguiremos informando!

Contáctanos

Compartir
    
Deja un comentario